España prorroga cinco meses el paro parcial

Publicado el 28 de septiembre. 2021, 15:38Actualizado el 28 de septiembre. 2021 a las 17:27

Ampliación del paro parcial para los trabajadores y reducción de las cotizaciones a la Seguridad Social para los empresarios al 80 %, siempre que se proporcione formación a los que sigan en paro: este es el objetivo del nuevo acuerdo firmado este lunes por la noche entre el Gobierno español, la patronal y los sindicatos para facilitar la salida de la crisis de los sectores aún muy golpeados por la pandemia.

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha conseguido renovar in extremis el pacto con los agentes sociales, que extenderá el mecanismo de paro parcial más allá de la fecha inicialmente prevista del 30 de septiembre. Se han actualizado las disposiciones introducidas al inicio de la crisis sanitaria, pero adaptadas al contexto de reanudación de la actividad de velocidad variable, según el sector.

Exención de prima hasta el 80%

El acuerdo, aprobado por el Consejo de Ministros este martes, tiene vigencia hasta el 28 de febrero de 2022. Mantiene el paro parcial para actividades sancionadas o interrumpidas por restricciones sanitarias. Los empleados comprometidos seguirán recibiendo una compensación del 70%. Pero el énfasis está en las empresas para incentivarlas a capacitar a sus trabajadores desempleados.

Gozan de una reducción de las cargas sociales de hasta el 40%, o incluso del 50% si tienen menos de 10 empleados. La exención puede llegar incluso al 80% si les ofrecen planes de formación y reciclaje profesional. Se deben proporcionar módulos de al menos 40 horas de capacitación, que pueden reducirse a 30 horas para estructuras con menos de 50 empleados.

Aún quedan 254.000 personas con jornada reducida

Dieciocho meses después del inicio de la pandemia, España está experimentando una notable mejora en su economía. Pero la actividad está repuntando de nuevo, a distintas velocidades según el sector. A 15 de septiembre, más de 254.000 personas seguían beneficiándose del paro parcial, incluyendo más de un tercio en actividades relacionadas con la restauración y la hostelería. Estamos muy lejos de los 3,4 millones de personas que fueron «suspendidas de sus trabajos» en el punto álgido de la pandemia, pero los que quedan corren el riesgo de tener dificultades para reintegrarse.

El ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, estima que un tercio de ellos no volverán a sus antiguos cargos. La urgencia es capacitarlos para ayudarlos a cambiar de trabajo. En particular, los empleados de empresas muy pequeñas, debilitadas o cuya actividad se ha visto interrumpida por la migración acelerada a los servicios online, especialmente en el sector de las agencias de viajes y operadores turísticos.

Reyes Godino

"Gurú del café exasperantemente humilde. Practicante de viajes. Fanático de los zombis independiente. Solucionador de problemas certificado. Erudito de la comida. Estudiante".

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *